Situando la cuestión


En los años setenta, estos eran peligrosos:



En los ochenta, estos eran peligrosos:



En los noventa, estos eran peligrosos:



Y ya pasado el 2000, estos son peligrosos:



Y digo yo… ¿No será que los peligrosos son los humanos gilipollas que se creen que un perro es un complemento de moda?


En serio: debería ser obligatorio pasar un examen de aptitud para que te dejen tener uno…


G

Anuncios

5 Responses to Situando la cuestión

  1. gorinkai dice:

    Todos los perros, TODOS, son unos cachos de pan si están a cargo de alguien que sabe qué es lo que tiene entre manos y no los estropea. Lo de las “razas peligrosas” es una soplapollez; no es ni más ni menos que lo que digo: una cuestión de modas. Si de repente se estila tener un perro de raza X, habrá un porcentaje significativo de imbéciles que se hagan con uno sin saber qué manejan, habrá problemas, la prensa sensacionalista se tirará al cebo, et voilà: raza “peligrosa” al canto.

    Hay excepciones según la raza, si esta es muy particular en algún aspecto. Por ejemplo, no ha pasado con los huskies por la sencilla razón de que para empezar, los pobres, en nuestras latitudes, se pasan la vida muriéndose de calor y no están para acalorarse más poniéndose agresivos (incluso así, alguno se ponía, lo que dice mucho de cuán burro debía de ser el dueño, pero no pasaban de casos aislados y la raza se libró de la etiqueta de peligrosidad). Pero a la que se trata de perros con un poco de nervio, carácter dominante y tolerancia al clima, ya la hemos jodido.

    Yo tengo una cicatriz de mordisco de rottweiler psicópata en una pierna (cicatriz pequeña; ahí le cogí una fidelidad imperecedera a los Levi’s, que son más recios de lo que podríamos pensar y me salvaron las carnes) de cuando lo tuve que separar del pastor alemán que yo tenía entonces. El perro no iba suelto, pero pesaba así a ojo sus buenos 15 kilos más que el dueño, así que cuando se lanzó a por el mío simplemente arrastró al otro por el suelo como si no estuviera. Lo de psicópata estaba claro desde el momento en que (lo descubrí luego) vivía encerrado en una terraza de dos metros cuadrados, sin socialización ni con la familia. Era simplemente el “antirrobo” que tenía aquel imbécil para que no le entrasen ladrones en el piso (era un primero, a un salto de la calle). No le denuncié porque el perro habría pagado el pato (ni siquiera se podía acusar al dueño de llevarlo suelto, que iba con correa, aunque dadas las circunstancias, como si no), y no sé qué pasó después porque dejé de vivir en la zona al poco tiempo, pero me gusta pensar que antes de que lo sacrificasen (no soy muy optimista en cuanto al destino de ese perro a largo plazo) haría algo digno como, qué sé yo, comerse los higadillos del premio Darwin que echó a perder a un animal tan imponente…

  2. lektu dice:

    Estoy básicamente de acuerdo con todo lo que dices (mis perras juegan con pitbulls y american staffordshire y bull terriers todos los días, y cuando Carrie se llevó un mordisco, fue de un braco).

    Pero… (tenía que haber un pero 🙂 el problema no es que una raza sea peligrosa, sino la capacidad de daño que puede hacer un perro peligroso de una raza dada. Seguro que hay tantos caniches psicópatas (quiero decir: caniches cuyo dueño es un psicópata) como pitbulls, pero si un caniche muerde a una de mis perras lo normal es que se pueda arreglar con algo de reposo y 50€ de veterinario, y si la muerde un pitbull es más probable que el arreglo incluya incineración de mi perra y tiro de escopeta en la cara del otro dueño.

    Vamos, que todos pueden ser mansos o peligrosos, pero no todos son igual de peligrosos cuando se cabrean.

  3. lektu dice:

    Como colofon, échale un vistazo a esto:

    http://blog.dogsbite.org/2011/01/2010-us-dog-bite-fatality-statistics.html

    Te cito:

    “33 U.S. fatal dog attacks occurred in 2010. Despite being regulated in Military Housing areas and over 650 U.S. cities, pit bulls led these attacks accounting for 67% (22). Pit bulls make up approximately 5% of the total U.S. dog population.

    In 2010, the combination of pit bulls (22) and rottweilers (4) accounted for 79% of all fatal attacks. In the 6-year period from 2005 to 2010, this same combination accounted for 72% (131) of the total recorded deaths (182).”

  4. gorinkai dice:

    Ya, conozco los criterios por los que se define a un perro como “potencialmente peligroso”, y son perfectamente razonables y relacionados con sus cualidades (por ejemplo, son parte de los criterios que hacen que la raza A -potencialmente peligrosa- pueda dedicarse a guardia y defensa y la raza B, no)… Pero ese es precisamente el problema de las modas y los propietarios inconscientes, que ELLOS no los conocen ni se molestan en conocerlos.

    De verdad, lo del examen debería existir, igual que hace falta para conducir o tener armas (con el plus añadido de que el coche o la escopeta no son seres vivos que sufren consecuencias y el perro sí).

  5. lektu dice:

    No, si ya te digo que no tienes que convencerme. Estoy harto de que el sitio donde llevo a mis perras esté lleno de chavales con perros de presa cuya conversación se centra en lo fuerte que tienen la mandíbula y el cuello, la presión que son capaces de hacer o lo difícil que es abrirles la boca cuando muerden. Por supuesto, lo dicen con tono de orgullo, como si fuera un triunfo personal o algo así.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: