The Trouble with Tribbles


Creo que todos sabéis lo que son estos bichos (para aquellos que tengan al respecto una laguna cultural tan apabullante como vergonzosa está la wikipedia; no pienso rebajarme a dar explicaciones sobre algo tan elemental).



El caso es que aún estamos lejos del momento en que el glorioso Imperio Klingon, haciendo uso de un buen sentido que parece faltarles al resto de las razas, decide exterminarlos como la amenaza ecológica que son (y destruir su planeta de origen para más seguridad). Por el momento, me constan algunos intentos aislados de tratarlos como se merecen (N, por ejemplo, tiene un bolso fabricado con un tribble vividespellejado, a juego con su abrigo de piel de teleñeco. Way to go, N), pero la gente razonable no abunda y los jodíos se siguen reproduciendo como… como… Como tribbles; eso.


Lo anterior viene a cuento de que Víctor me ha querido endiñar un meme (y con relación reproductora de 1 a 7, como mínimo). El procedimiento ha sido el habitual: mira que simpático y acariciable, mira qué ruiditos más relajantes suelta cuando le rascas la barriga, y ¡lo cómodos de mantener que son! No hay que sacarlos a pasear ni ponerles una caja con tierra… Y si te lo quedas, te llevas de regalo un no-premio internetero que —sorpresa— no sirve para nada. Sólo a cambio de que te asegures de que los siete (como mínimo) bichitos que saldrán de la panza de este encuentren las condiciones adecuadas para diseminarse entre otros tantos desprevenidos e incautos blogueros…


Y no.


Ha llegado el momento de decir ¡basta!, y empezar a tomar medidas contra esta plaga que infesta la blogosfera. En el caso que nos ocupa, llegué tarde para neutralizar el regalo envenenado de Víctor antes de que soltara sus primeros siete engendrillos, pero con estos no tuve compasión. Me congratulo de poder anunciar que fueron convenientemente esterilizados y exterminados antes de que encontraran la forma de esparcirse por ahí (hay siete blogueros afortunados que no saben cuánto me deben). Sobra decir que todos ellos fueron tratados con extrema crueldad (especialmente los más mimosos). No me deis las gracias, sólo cumplí con mi deber de internetero responsable.


Son los primeros. Caerán más.



G (miembro fundador del Comité Anti Proliferación de Tribbles en la Red)

Anuncios

5 Responses to The Trouble with Tribbles

  1. Ragnar dice:

    ¡Bravo! Gente como tú nos hace falta en un interwebs lleno de nenazas, sensibleros y lloricas. ¿Qué es eso de mandar memes alevosamente? ¿Y qué es eso de estar obligado a seguirlos por buenrollismo? ¡No, y mil veces no, vive Russ!

    Cualquier meme (especialmente si involucra pequeñines peludos y achuchables) que ponga un pie dentro del perímetro será aniquilado. El cartel de “trespassers will be shot” no está para adornar, ¿saben?

    ¡Así que ya saben lo que hay, sucios rojos!

    P.D.: Yo cambiaría “comité” por “comando”. Suena más guerrillero y acojona más.

  2. gorinkai dice:

    Habrá comandos de choque, intervención y exterminio, evidentemente, pero es Comité. Ten en cuenta que también hay que estudiar medidas como la neutralización química, la creación de virus biogénicos… Incluso el estudio de la creación de medidas penales dirigidas contra aquellos colaboracionistas que, alegre e inconscientemente, protejan y aun favorezcan la reproducción de estas alimañas.

    El problema es más grande y serio de lo que parece, y requiere un enfoque multidisciplinar.

  3. Nat dice:

    Sigue así. Otras seis entradas razonables y empezaré a plantearme la posibilidad de perdonarte un poco lo de MdO.

  4. gorinkai dice:

    Juas. Es buenísimo. 😆

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: